30 septiembre 2013

Iron Maiden - Maiden England Tour - Argentina 27 de Septiembre 2013

Hay días malos, hay días de bullying y hay días de sabotaje (autosabotaje y del otro sabotaje)... hay días en que lo único que quiere una es bajar los brazos, dejar que la mazamorra la entierre y no hacer nada al respecto.

En días así una se siente: vieja, amargada, débil... tan diferente a la imágen propia que una tiene de si misma que es ... otra persona, es una sombra y la sensación no es linda, ni descriptible (eso responde la pregunta de: estás bien?  - cuando el semblante muestra que no lo estás - porque en realidad una está bien, no pasa nada... al menos nada externo aunque por dentro ya es otra cosa)

Días malos me empujan a re evaluar el porqué de muchas cosas, especialmente el porqué de mi trabajo (que me gusta mucho y talvez por eso los días malos son más frustrantes) y a que me pregunte: vale la pena? aguantar las malas caras, el "hielo" de algunas personas, los murmullos, los chimes malintencionados, lo valen?

Fuí a Iron Maiden en Argentina, a un concierto NO MÁS de épico y fue gracias al sueldo (y los oídos sordos)

So, si señores, si vale la pena, VALE LA PENA EN MAYÚSCULAS!!!!

27 de Septiembre del 2013

Iron Maiden (Maiden England Tour - Argentina)

El bus que me lleva a la cancha de River va, para mi gusto, muy lento (aunque todo pasa por la ventana del bus a tremenda velocidad), me desespera el no tener idea de cuanto falta para llegar, de si tendré un buen lugar ya en pista. Miro la entrada que es casi oro a mis ojos, y aún no me la puedo creer, voy a un concierto de Iron Maiden, al fin los escucharé en vivo, los veré en vivo, viviré la emoción de un concierto de rock que a voz de muchos es épico pues revive uno de los mejores tours jamás vistos, el Maiden England del 88.

Gracias a Dios tanto el viaje como la primera noche fueron inmortalizados en fotos porque estoy conciente de que mucho no recuerdo, de que mi mente se alla lejos, se alla en un futuro que ya casi percibo, que ya casi toco y que, si soy sincera, me da miedo, mucho dicen que hay un antes y un después de Iron Maiden en vivo (si si, puede sonar un tanto dramático, pero eso dicen) y la verdad... yo lo creo.

La llegada a River es... impresionante, son cuadras de cuadras de cuadras de rockeros (que parecen salidos de alguna película) todos avidos de Maiden, todos expectantes.

Ya al bajar del bus me quedo sin aliento, la fila se ve impresionantemente larga, pero no me doy cuenta de lo realmente larga que es hasta que empiezo a buscar la "cola" de la fila; creo que debí caminar aproximadamente unas 20 cuadras hasta encontrarla y para sorpresa mia (que estoy acostumbrada a la aglomeración, los vende puestos y los "coladores"), acá todo marcha bajo un autocontrol increible, todos tranquilos. Me digo que para ellos es solo un concierto mas y que esa debe ser la razón...horas mas tarde recordaré este pensamiento al darme cuenta de lo equivocadísima que estaba.

Pasando la última valla de seguridad me revisan todo pero... extrañamente solo desean saber si llevo encendedores (luego supe el porqué), mi celular queda intacto y yo más feliz que perro con dos colas, estoy a tan solo 5 cuadras de la entrada al escenario (CAMPO, donde van los verdaderos rockeros), y se me empieza a poner la carne de gallina.

GHOST

El primer telonero es Ghost, mi novio ya mas tranquilo (creo que esperaba un recibimiento brutal y gente agarrandose a botellazos jajajaja, sip, el no es metalero) me abraza y así, envueltos en el aura de Ghost vemos como un rockero se lanza al público y se queda navegando un rato por sobre nosotros hasta que, intempestivamente se mediolevanta y se zambulle en picada. Sonrio, la noche se pone interesante.

Si bien el ambiente es poético y lleno de magia, en este momento está en plena actuación una de las bandas satanistas más importantes de los últimos años. Ghost no se va con vueltas y es que ya desde la presentación es IMPACTANTE.

Una aclaracion, yo le voy al otro equipo, al de los buenos y es que... creo en el karma y creo que si se la haces te la harán (multiplicado por 3), así que procuro ser buena tipa y .. Lucifer y la bondad como que no riman. Creo en el bien... pero no creo en religiones institucionalizadas

Aclarado el asunto debo decirles que, de la misma forma que puedo aguantar a un mormón en mi casa (yo si les abro la puerta) tambien puedo aguantar a un satanista y, en este caso disfrutar de su música y de la presentación, GHOST es simplemente fantástico y es entendible el porque es prohibido en algunos lugares (especialmente en algunos estados de USA). Ghost es ALTAMENTE influyente.

El tema final: "Monstrance Clock" debe tener el estribillo más pegadizo después de "I'm a Barbie Girl" (jajajaja) y se me queda en la mente hasta horas despues.. el tema es dramático y grandilocuente.

 

SLAYER


Mucho se dijo de Slayer, pero quien no vivió un concierto de Slayer (con 50.000 fanáticos de Slayer a tu alrededor) no sabe nada de nada. La experiencia es ... animal, es visceral... es increible.

Al primer tema me sentí impulsada hacia arriba, textual; el mosh se armaba en cada rincón de la pista y cada cual pretendía ser mas grande y mas fiero.

El novio, estoicamente, cerraba el abrazo alrededor mio para que no me lastimen pero no se si era buena idea y es que no hay forma de cerrar un circulo de protección cuando el mundo se mueve a tu alrededor y solo queda una opción: o te mueves con ellos o te mueves con ellos!!!. (a todo esto... protección a que?, los rockeros terminaron teniendo mejores modales y más respeto que muchos chicos "bien" que conozco)

Llega el momento emotivo, el tributo a Hanneman y el cierre de la presentación de Slayer... suena el primer acorde y escucho el OH de sorpresa de mi novio al sentir que otra vez (esta vez muy muy cerca) se abre la tierra... y de pronto soy YO el límite entre el mosh y la cordura. Mi primer instinto me impulsa a unirme, ya no hay nada que lo evite, ahí estoy yo, soy la frontera final. Pero antes de que me impulse al mosh este cambia una vez más de ubicación y la magia se pierde, hay demasiada gente para siquiera acercarme, la ola me lleva y no va en dirección al epicentro del temblor que Slayer provoca.

 

IRON MAIDEN

Y yo hasta acá ilusamente pensé que con Slayer la locura había llegado hasta la cuspide y que cual "Campana de Gauss" tocaba bajar. Que ilusa que fui.

Apenas Slayer se fue del escenario la gente empezó a agolparse, pero a moverse EN SERIO; si en algún momento me quedó la duda sobre la espectativa que Iron Maiden podría lograr en sus fans, esta duda me quedó completamente saldada. La gente sencillamente enloqueció.

"Moonchild" fue el comienzo de un concierto esperado por muchos, y es que fuimos muchos los que viajamos de todas partes de Sud América para este concierto, muchos (dos chicos de Bolivia que estaban conmigo en el mismo Hotel) realmente y literalmente la pasaron negras por muchos meses para poder llegar a vivir esta experiencia. Me alegra decir que cada peso argentino invertido fue reembolsado con creces.

Terminó Moonchild y Bruce tuvo que parar el concierto. La barra de seguridad cedió y había serias posibilidades de que alguien salga herido.. y es que la gente estaba completamente desquiciada!!!

Bruce... es inigualable, cualquier otro vocalista hubiera retornado a su camerin y dejado que la gente de seguridad se encargue del asunto pero NO!!!, El es Mr. Bruce Dickinson y se quedó allí, a ponerle el pecho a las balas... y a tratar de pasar el tiempo con nosotros, sus fans incondicionales cuyo único pecado era querer verlo de cerca, tanto como se pudiera y él lo sabía y por eso: contó chistes, hizo una version instrumental con los cachetes!!! bromeó n hasta que por fin pudo lograr la seguridad que quería y en ningún momento se enojó con su público. Bruce... eres el mejor!!!

"Can I play with madness", el segundo tema nos puso a todos a mil y entonces... entonces se logró lo imposible... NOS HICIMOS UNO.

Esa es la verdadera mágia de Iron Maiden: todos fuimos un solo sudor, una sola voz, un solo salto, una sola emoción, eramos uno... 66.000 mil (a esa altura ya estabamos en ese número) personas convertidas en una sola, casi tan grande como Eddie.

Pasaron "Prisioner", "2 minutes to midnight", "The Trooper" (en serio Bruce tiene la edad que tiene? Dios!!! cuanta energía), "Wasted Years" y entonces me puse a llorar, no lo podía evitar, la emoción llenaba cada poro, cada centímetro de mi piel, eran sensaciones mezcladas entre poder, amor, alegría y una certeza de juventud eterna.

"Fear of the dark" y nuestra voz es una, el coro indescriptible, y el erizarse del vello de mi nuca.

Llegaba el concierto al final y solo quedaba gritarle al mundo que corrímos, corríamos y seguiremos corriendo libres por siempre (sonaba Running free).

Fue definitivamente el mejor concierto de mi vida (podría decir de lo que va de vida pero, se que no habrá ninguno mejor).



Para la pregunta abierta, SI, si hay un antes y un después de Iron Maiden. Si alguna vez quedó duda alguna sobre lo que soy (como cuando el trabajo se torna cruel, violento e insostenible), el 27 de Septiembre está duda quedó aclarada. YO, podría vestirme de rosa, casarme, tener hijos, hablar de pañales y preocuparme por el disfraz de "hadita" de alguna futura hija mia. YO, podré bailar en una disco, podré tener mejores amigas muy cumbieras, podre ser muchas cosas PERO JAMÁS DEJARÉ DE SER ROCKERA, lo llevo en mi sangre, en cada latido, en cada respiración y por eso SIEMPRE SERÉ JOVÉN (de 16 años como dice la canción de Iron), SIEMPRE BELLA, FUERTE Y PODEROSA, como lo somos todas las rockeras.



UP THE IRONS!!! FOREVER!!!!

2 comentarios:

Boris Guardia dijo...

Creo q nadie duda de TODA la escencia rockera q llevas dentro tuyo amor ... y como tú bien dices ésto no se trata de como vistes o q tipo de amig@s tienes ... esto se trata de tener personalidad y ser fiel a lo q uno mismo.
Ya hablando del concierto como tal fue agotador, a ratos medio peligroso (pienso yo) ... pero fue algo increíble ... fue un viaje excelente! Te amo vidi!

Juan de sarco dijo...

No leíste la biblia? Ahí el malo es dios... no, en serio... ambos son personajes de ficción, así que a escuchar buen black metal sin remordimientos